Publicado: 11 de Enero de 2017 a las 17:13

Los embargos y las subastas son el último paso para la pérdida de propiedades. Estas medidas extremas se llevan a cabo cuando no existen soluciones para hacer frente a una deuda. Por desgracia, en la actualidad están siendo muy empleadas, debido a la grave situación económica del país. Son muchas las personas que están en riesgo de perder sus casas porque no han podido cumplir los pagos de la hipoteca.

Es importante conocer que existen vías de emergencia para estos casos que pueden conseguir evitar un embargo o subasta por medios legales, seguros y eficaces.

Existen formas de financiación a su alcance que, junto con la mediación jurídica, pueden acabar con el embargo o retrasarlo.

Nuestra empresa cuenta con departamento jurídico propio que puede ayudarle.

Las condiciones para conseguir dinero por esta vía nada tienen que ver con la nómina o las deudas impagadas. Lo único necesario es aportar una propiedad como aval. En algunos casos puede emplearse la misma propiedad que se piensa embargar.

Antes de tomar decisiones déjanos conocer tu caso y nuestro gabinete jurídico te informara de tus posibilidades sin ningún compromiso, aconsejándote la mejor solución.

¡No des nada por perdido y ponte en las mejores manos! ¡Consigue la financiación que necesitas!